El silencio del Fiscal General Schneiderman sobre la corrupción

Por LOUIS FLORES

A medida que la corrupción se extiende a través Nueva York, el fiscal general del estado, Eric Schneiderman (D-Neueva York), ha mantenido su boca cerrada, escribió el consejo editorial de The New York Post.

Durante los años en que los legisladores estatales, particularmente el presidente de la Asamblea estatal Sheldon Silver (D-Manhattan), explotaban sus oficinas para obtener ganancias de dinero, el fiscal general se mantuvo silencioso.  Cuando el gobernador Andrew Cuomo (D-Nueva York) cerró la Comisión Moreland, el fiscal general se mantuvo silencioso.

El Fiscal General Schneiderman ha dicho que él no tiene la autoridad legal para investigar los casos de corrupción.

Pero, el fiscal general se ha escondido detrás de esta excusa durante demasiado tiempo.  Él sabe que a partir de su posición, él tiene el poder de influenciar la opinión pública, lo que podría resultar en reformas.  Esta es una autoridad que él utiliza raramente.

(Recientemente, vimos el fiscal general utilizar su autoridad para influenciar la opinión pública, cuando él propuso a servir como fiscal especial sobre casos de mala conducta policial.  La propuesta del fiscal general fue rechazada por el gobernador Cuomo, pero no antes de que el fiscal general presionó al gobernador para anunciar su propia propuesta.)

Hasta que el Fiscal General Schneiderman habla para denunciar la corrupción, algo que el público lo espera para luchar, su silencio nunca será aceptable.